Himalaya pierde su hielo

Himalaya pierde su hielo

Son muchos los glaciares situados dentro de la meseta del Himalaya y del Tíbet que están disminuyendo. Esto afecta a miles de millones de personas que dependen del agua del deshielo. La mayor causa de disminución de los glaciares se debe a la presencia de carbono u hollín, provenientes en su mayoría de combustibles fósiles de China y del subcontinente norte de India, pues la magnitud del calor irradiado calienta el aire y la superficie del hielo. Estos glaciares no son sólo hielo: ellos proporcionan un suministro constante de agua a unas 2.000 millones de personas [1 de cada 3 habitantes de la Tierra]. Los pueblos de la India, China, Pakistán, Myanmar, Bangladesh, Afganistán, Nepal, Laos, Tailandia, Camboya y Bután dependen del agua del deshielo del Himalaya y de los glaciares del Hindu Kush.

Pero el cambio climático los está derritiendo, y sin un suministro regular de agua existe un riesgo real de inestabilidad en la región.

Imágenes de satélites espía de la Guerra Fría han servido para revelar el alcance del cambio climático en el Himalaya, por el fuerte retroceso en sus glaciares. Científicos de la Universidad de Columbia en Nueva York, compararon imágenes de hace décadas ahora desclasificadas del programa de reconocimiento estadounidense Hexagon, con datos recientes de satélites para medir la extensión de la fusión glacial en esa región. La investigación fue presentada en la reunión de la American Geophysical Union en San Francisco.

Durante las décadas de los 70 y 80 del siglo pasado, el programa Hexagon lanzó 20 satélites de reconocimiento desde el espacio. Las imágenes fueron tomadas en rollos de película, que luego fueron dejados caer por los satélites, y recogidos en el aire al paso de aviones militares, informa la BBC. El material recogido fue desclasificado en 2011 y ahora está siendo digitalizado por el US Geological Survey [USGS] para que lo utilicen los científicos.

Entre las imágenes de espionaje están las del Himalaya, un área para la cual los datos históricos son escasos. Comparándolos con imágenes de satélite más recientes de la NASA y JAXA [Agencia Espacial Japonesa], los científicos han podido ver cómo ha cambiado la región.

“Lo que estamos tratando de hacer es cuantificar exactamente cuánto están retrocediendo los glaciares, cuánto hielo están perdiendo y en qué proporción”, dijo Josh Maurer, de la Universidad de Columbia. “Así que hemos utilizado las imágenes para extraer los modelos 3D del terreno en la década de 1970. Podemos ver la altura del hielo de los glaciares en 1973, tomamos esos modelos de elevación, podemos tomar la diferencia entre los modelos de elevación modernos y ver cómo está cambiando con el tiempo el volumen de hielo”.

Los investigadores han encontrado que la extensión de la pérdida de hielo ha sido grande; los glaciares se han derretido un 7% cada año durante las últimas cuatro décadas formando un río y medio centenar de lagos entre las montañas enclavadas al oeste de China. “En cada punto de la superficie glaciar a lo largo de todo el Himalaya se pierde un cuarto de metro de agua cada año”, dijo Maurer. “En la medida que los glaciares se derritan, contraen y retrocedan, en el corto plazo aumentará la cantidad de escorrentía que proporcionan, pero durante los próximos 100 años se reducirá más y más, y eso va a tener un impacto negativo sobre los recursos hídricos”, añadió.

El Dr. Shichang Kang y sus colegas de la Academia de Ciencias China usaron una técnica de huellas de doble carbono-isótopo para identificar la firma química del carbón negro que recuperaron en la atmósfera y la superficie de la nieve del Himalaya y la meseta tibetana. Esta técnica permitió a los investigadores distinguir entre el tipo de fuente [biomasa o combustibles fósiles] y la región de origen.

Las muestras recuperadas en el norte de la meseta tibetana indican que el carbón negro es predominantemente de fuentes de combustibles fósiles chinos, las que representan alrededor del 66% de las muestras, mientras que en las del Himalaya, las partículas de carbón negro también estaban compuestas por biomasa pero su origen procedía de la Llanura Indogangética, región en el norte del subcontinente Indio.

En general, el hollín proviene de la combustión, ya sea en cocinas tradicionales, calderas de edificios, plantas de carbón o el diesel de los vehículos.

14/Diciembre/2016

www.ecoticias.com

nepal-sikkim in 1975 by glaciers on Sketchfab

nepal-sikkim in 2007 by glaciers on Sketchfab

 

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

4 × cuatro =